Molestias en el embarazo

Náuseas en el embarazo

Las náuseas son uno de los primeros síntomas y más común del embarazo. Suelen aparecer durante el primer mes de gestación y, en la mayoría de los casos, desaparecen entre las semanas 14 y 16. No afectan al bebé, a no ser que pierdas mucho peso, pero no te adelantes, no tiene por qué ocurrirte. Es muy posible que sientas náuseas sólo con pensar en la comida, no te asustes, es completamente normal. Tampoco te alarmes si sientes dolor de cabeza o leves mareos, está todo relacionado.

Las náuseas suelen aparecer durante el primer mes del embarazo y no desaparecen hasta el segundo trimestre.

¿Qué provoca las náuseas?

No hay una respuesta científica comprobada, por tanto, son muchas las teorías al respecto. La mayoría de los expertos atribuyen las náuseas a la alta concentración de la hormona del embarazo HCG en la sangre. Entre la semana ocho y diez esta hormona alcanza su nivel más alto y eso explicaría que empiecen a desaparecer a partir de la semana 12 de gestación. Otros estudios relacionan las náuseas del embarazo con la progesterona, que en altos niveles relaja los músculos y hace más lenta la digestión. Por su parte, algunos ginecólogos las atribuyen a factores emocionales, ello explicaría que algunas futuras mamás las padezcan y otras no. También apuntan a un posible factor hereditario.

También debes saber que eres más propensa a sufrir náuseas en el embarazo si:

  • Tu madre o tus hermanas las han padecido, los expertos aseguran que tienen un componente genético.
  • Si tienes un embarazo doble o múltiple.
  • Si las has tenido en un embarazo anterior.
  • Si te mareas cuando viajas.
  • Si padeces migrañas o dolor de cabeza.
  • Si has tenido náuseas o vómitos cuando has tomado la píldora anticonceptiva, quiere decir que tu cuerpo reacciona así al estrógeno.
  • Si estás embarazada de niña, los estudios demuestran que si tu futuro bebé es niña tienes un 50 por ciento más de posibilidades de padecerlas.

10 consejos para aliviar las náuseas durante el embarazo

náuseas en el embarazo

  • Come con frecuencia

    Come con frecuencia y en pequeñas cantidades, recuerda que el hambre es una de las principales causas de las náuseas.
  • Come entre horas

    Ten siempre a mano algo de picar, masticar aumenta la salivación y reduce el malestar. También evitará que el estómago quede vacío.
  • Comidas ligeras

    Evita las comidas copiosas, los sabores y olores fuertes. Recuerda que todos tus sentidos están más sensibles y los olores fuertes pueden provocarte náuseas. También evita las comidas pesadas, muy picantes o ácidas porque tu estómago está más sensible.
  • Bebe mucha agua

    Bebe mucha agua, te hidratará la garganta reseca por los vómitos y los ácidos estomacales. Te recomiendo que la tomes en pequeños sorbos, sin aún así te cuesta prueba a masticar pequeños trozos de hielo.
  • Dieta blanda

    Opta por una dieta blanda, así tu estómago podrá digerir la comida con más facilidad
  • Tómate tu tiempo

    Evita los movimientos bruscos, tómate tu tiempo para levantarte por la mañana.
  • Desayuna en la cama

    Antes de levantarte de la cama toma algo de pan o una tostada y una infusión con azúcar, te relajará y hará que suba el nivel de azúcar en sangre.
  • Distráete

    Toma el aire fresco, salir a caminar y respirar profundamente es también una técnica de relajación.
  • Evita excitantes

    Evita, por supuesto, el alcohol, la nicotina y el café, además de ser malo para el bebé, incrementaran tu malestar.
  • Averigua las causas

    Intenta identificar las causas de las náuseas, en muchos casos aparecen sin razón alguna pero en otros están relacionadas con algún olor, sabor, lugar o hora del día. Cada vez que te sientas mal piensa en ello y si logras detectarlo y lo puedes evitar seguramente desaparecerán.
¿Tienes algún remedio más que funciona y lo quieres compartir?

Cómo combatir las náuseas en el embarazo

Náuseas y embarazo: Remedios caseros

  • El té de jengibre es un remedio muy popular contra las náuseas. Se elabora añadiendo una raíz pequeña de jengibre picada a una taza de agua hirviendo durante 10 minutos, luego la retiras y lo dejas reposar durante un rato antes de tomarlo.
  • El anís de estrella mezclado con hojas de menta es otro de los remedios muy utilizados para aliviar el malestar provocado por las náuseas del embarazo. Mezcla estos ingredientes en una taza de agua, déjala hervir durante 5 minutos y luego lo endulzas con miel de abeja. Lo debes beber 3 veces al día antes de cada comida.
  • Algunas mujeres también notan alivio al tomar té de menta o un caramelo de menta especialmente después de las comidas.
  • Un remedio eficaz y instantáneo para cuando te sientas mal es tomar galletas saladas o frutos secos, llévalos siempre a mano. Te serán muy útiles durante todo el embarazo.

Náuseas y embarazo: Terapias alternativas

  • La medicina Homeopática: Es un remedio al cual recurren muchas mujeres embarazadas, es eficaz y su uso no es tóxico para tu bebé. La medicina Homeopática cuenta con diversos remedios para las náuseas y los vómitos del embarazo, pero no debes utilizarla nuca por tu cuenta, consulta al experto, él te aconsejará cuál es el más adecuado y en qué cantidad debes tomarlo. Informa también a tu ginecólogo.
  • La aromaterapia: Ciertos aromas como los del limón, la menta o la naranja pueden aliviar tu malestar. Puedes utilizar un difusor de aceite esencial o poner unas gotas de este aceite en un pañuelo que deberías llevar en el bolso para poder olerlo  cuando te sientas mal. Recuerda que los aceites esenciales son muy fuertes por eso con un par de gotas bastará.
  • La acupuntura: También es otra opción que puedes considerar durante estos meses de embarazo. Elige uno con experiencia, a muchas les ha dado resultado.

Náuseas y embarazo: Tratamientos farmacológicos

  • La vitamina B6: No hay estudios científicos que expliquen el porqué de su eficacia pero suele funcionar. Pregunta a tu ginecólogo o matrona la cantidad diaria recomendada, suele ser de 1.9 mg, pero se permite tomar entre 10 y 25 mg, que es tres veces la dosis diaria recomendada para combatir las náuseas severas. Recuerda no tomar ni esta ni otras vitaminas sin la autorización de tu especialista.
  • Los antihistamínicos: También se pueden utilizar para las náuseas y los vómitos, puede ser que tú ginecólogo te recete alguno en caso de náuseas y vómitos muy recurrentes. Recuerda que provocan somnolencia.
  • Medicamentos para el reflujo: Este tipo de preparados funcionan en las embarazadas cuyas náuseas y vómito están provocados por problemas gastrointestinales.

 

Molestias


Consulta más información sobre otras molestias frecuentes en el embarazo.

Forgot your details?